El día de un enlace nupcial es uno de los más especiales de la vida de cualquier persona, por lo que en ningún caso se pueden descuidar los detalles que harán inolvidable este evento. Son muchos y muy variados los aspectos a los que tienes que atender si quieres que todo salga perfectamente y, en especial, el reportaje de bodas es esencial, ya que va a suponer uno de los recuerdos más notables de este día. Así, y gracias a mi experiencia como fotógrafo profesional de bodas, voy a darte una serie de ideas para que consigas el reportaje soñado.

En primer lugar, hay que olvidarse de los tradicionales posados de estudio para buscar localizaciones y situaciones que digan mucho de tu forma de ser y de la de tu pareja, por lo que debes analizar bien tus gustos y preferencias y, además, encontrar algún lugar o situación que sea significativa para vosotros, ya que solo así conseguirás que tu reportaje de bodas sea realmente único y muy especial. Aunque las localizaciones más recurrentes suelen ser los parques, jardines botánicos, playas, o monumentos históricos, existen otras muchas opciones menos convencionales . Además, la belleza del enclave y la posibilidad de que os traiga recuerdos, ya que el lugar no solo debe ser elegido por su belleza sino también por su significado, hará mucho más fácil que estéis cómodos ante la cámara.

postboda en el desierto bardenas navarra trash the dress desert-0013

Otra idea para que un reportaje de bodas sea perfecto es la naturalidad ante la cámara. Es decir, hay que olvidar al fotógrafo y comportarse como si se diese un paseo y se hablase a la otra persona en total intimidad. Nada de nervios ni de poses artificiales en las que no vayáis a reconoceros, lo mejor es actuar de una forma sencilla y tranquila en la que podáis abrazaros, hablar o reíros con total libertad tal y como lo haríais en un día normal, ya que así el fotógrafo va a poder extraer lo mejor de vosotros y la sencillez del amor que os profesáis.

Por último, un aspecto importante a tener en cuenta es el estilo en el procesado de las fotografías. Existen casi tantas opciones como fotógráfos, y pueden ir desde los colores saturados y contrastados a tonos más naturales, o los acabados “vintage” donde predominan los colores desaturados que emulan los tonos de película fotográfica de décadas pasadas. Es muy recomendable que veáis diferentes trabajos de vuestro fotógrafo para que podáis comprobar que su estilo se ajusta a vuestras preferencias y expectativas.

En definitiva, siguiendo estos consejos es sencillo que tu reportaje de bodas sea perfecto y tal y como lo soñaste para que no puedas olvidar jamás la magia de un día así.

Leave A

Comment